Carrito:
producto Productos (0) vacío

Ningún producto

To be determined Transporte
0,00 € Impuestos
0,00 € Total

Estos precios se entienden IVA incluído

Confirmar

Bouchard Pere & Fils Corton-Charlemagne Grand Cru 2015

134,40 € IVA incluído
112,00 € IVA no incluído

Disponibilidad: En stock

Queda solo 3 producto (s) en stock

- +

Un Bourgogne Blanco clasificado Grand Cru situado en Aloxe-Corton - Côte de Beaune - Côte d'Or del cual la supericie total de la denominación en producción es de 51,68 hectáreas.

Superficie del dominio Bouchard Père & Fils : 3.65 hectareas

Suelo : Arcilloso y calcáreo, predomina el calcáreo.

Según el perfil de la reserva, la maduración del vino es realizado durante 12 a 14 meses en barriles de roble de Francia, con una proporción de barriles nuevos pudiendo ir hasta el 20%.

Reserva: Intenso buqué de perfumes de frutas  tostadas unidas con notas minerales típicos de esta denominación. Vino rico y potente con personalidad afirmada. De muy buen potencial de guarda.

Sugerencia platos y vinos: Pescado en salsa – Langosta

Temperatura de servicio: Entre 12°C y 14°C

Formato :0,75L
Appellation :Corton-Charlemagne
Millesime :2015
Cepages :100% Chardonnay
Color :Blanco
Classification :Grand Cru

Es en 1731 que Michel BOUCHARD fundó la Casa Bouchard Père y Fils, una muy antigua Casa de vinos de Bourgogne cuyas tradiciones se perpetuán a lo largo de 9 generaciones y desde hace ya más de 280 años.

Desde 1775, Casa Bouchard ha adquirido parcela tras parcela un Dominio que a hoy se extiende sobre 130 hectáreas de las cuales 12 solamente están clasificadas jurídicamente Grands Crus en todo lo alto de la jerarquía cualitativa de los Bourgognes. Este dominio comprende las parcelas de las viñas denominadas "espacio de tierra" de nombres míticos: Montrachet, Corton-Charlemagne, Beaune Grèves Vigne de l'Enfant Jésus, Bonnes-mares, Meursault Perrières...

1820 : Bernard BOUCHARD compra la lista del antiguo Castillo de Beaune, una fortaleza real construida en el siglo XV, para almacenar sus vinos en bodegas de 10 metros de profundidad, que alberga hoy todavía una colección única de aproximadamente 2000 botellas del siglo XIX.

Tradición y Modernidad podría ser el eslogan de esta Casa que ha invertido en 2005 en una herramienta de trabajo competitiva la bodega Saint Vincent en Savigny-lès-Beaune, ubicada a 5 metros bajo tierra permitiendo así a las uvas por gravitación de acceder naturalmente a las 138 cubas de maceración o a los lagares. Los vinos son enseguida madurados bajo madera en unas bodegas de una capacidad de almacenamiento de 4000 barriles.

Mediante selección draconiana, las vendimias del Dominio se clasifican manualmente en pequeñas canastas, por despalillado total o parcial según las cosechas, en prensado suave y la fermentación se hace en pequeños potes asegurando una óptima vinificación. Según el perfil de la cosecha, la fermentación puede durar de 15 a 20 días, luego la maduración del vino es realizado durante 12 a 18 meses en barriles de roble de Francia, con una proporción variable de barriles nuevos.